Inicio > Familia > Familia > La verdadera alegría de las vacaciones

Tu y Tu Bebé

La verdadera alegría de las vacaciones

Más allá de paquetes turísticos de ensueño y planes ideales, las vacaciones pueden ser un gran momento para que padres e hijos descubran el poder de la alegría interior, de la unión familiar y del disfrute de las pequeñas cosas.


Contar con un poco más de tiempo y menos estrés son condiciones muy benéficas que pueden impactar el curso de muchas situaciones que viven las parejas, los niños y las familias.


Aprovechar bien las vacaciones implica hacer un menú de actividades en el cual todos participen. Con anticipación todos pueden aportar ideas y lograr construir un plan vacacional hecho a la medida de cada familia. Desde el más pequeño hasta el más grande pueden proponer actividades. Una pregunta que a cada quien puede orientar es ¿qué es lo que más me gustaría hacer que no he hecho todavía?


En este menú es importante tener en cuenta el ocio, el buen dormir, el buen comer, la diversión y el entretenimiento; el deporte, el bienestar físico, la lectura, el aprendizaje de habilidades sociales, la cooperación en tareas cotidianas y las experiencias nuevas.


Por otro lado, contar con una planeación contribuye a flexibilizar la exigencia de la época escolar por ejemplo, sin generar caos ni desestructurar el sistema de normas, rutinas y horarios ya establecido en casa, que vale la pena conservar consistentemente durante las vacaciones.


Cada momento del día puede tener el toque y la magia de la alegría vacacional y en especial de la alegría interior: Despertarse con sonidos de la naturaleza, preparar el desayuno entre padre e hijo, decorar la mesa con flores. Luego, crear un área en casa de juegos haciendo contrapeso al exceso de tecnología. Tener baños relajantes o con manguera (como en los viejos tiempos); en la tarde, salir a descubrir más del mundo con lupas y binóculos, construir divertidos dibujos con el almuerzo, hacer largas caminatas jugando seguimiento y turnándose el liderazgo. Comer a la luz de las velas, desempolvar los juegos de mesa, trasnochar un poquito, hacer camping en la sala con tipis hechos con cobijas, contar cuentos para dormir…


¿Quién imaginaría que en un solo día puede haber tanta alegría?

 

SOMOS MONSTRUOS PRESENTA:

ABEJAAAMMMMM
Un juego para descubrir que la verdadera alegría está en nosotros mismos.

Carreras, torbellinos de juguetes y estridentes carcajadas sin fin. Tus hijos corren aquí, allá…¿la alegría dónde está?

No la encuentran y nuevamente cambian de actividad: Aquí, allá…¿la alegría dónde está?

Alegremente, juguetonamente te unes a ellos, te diviertes con ellos y en medio del juego los invitas a volar como abejitas que buscan miel para el panal. De juguete en juguete, de juego e juego, de aventura en aventura las abejitas buscan la miel de la alegría: Aquí, allá…¿la alegría dónde está?

Gritan, corren, pero las abejas zumban y los invitas a zumbar: Mmmmmmmmmmmmmmm. Zumbando y volando hasta la miel de la alegría encontrar.

Gritos, risas, mucho ruido. No me puedo concentrar, mis oídos debo tapar para el zumbido mejor escuchar: Mmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmm.

Antes del juego, en secreto, con un hilo grueso amarras dos vasos plásticos como el tradicional juego del teléfono y los vasitos que hoy se convertirán en un estetoscopio con el que el corazón se escuchará.

Sigue el juego: zumbar y zumbar pero algo nuevo pasará porque pronto cada abejita su flor y la miel de la alegría encontrará.

“¿Y qué pasa si dejamos de correr y de zumbar?”

Gritas animadamente y los invitas a sentar. Aún con los oídos tapados les dices que su corazón escucharán. Sacas los vasitos y les indicas como se ponen: Uno en los oídos y otro en sus corazoncitos. Los dejas un momento que escuchen, que respiren. Les dices que busquen en su propio ser el más grande tesoro: La verdadera alegría que siempre los mantendrá unidos con amorosa energía.

Este consejo te doy porque el Monstruo Director soy.

Hasta el próximo capítulo.

Aaauuuummmmmuuuuyyyyyyy felices vacaciones llenas alegría interior para todas las familias. Viajen felices, descubran felices un mundo interior lleno de alegría, el más grande tesoro.
La verdadera alegría que siempre los mantendrá unidos con amorosa energía.


Papás anímense a jugar y a crear juegos sin parar. Este es un ejemplo de juego en su tiempo libre a imitar.
¡Aaauuuummmmm!

Crédito:

Somos Monstruos
monstruossomos@gmail.com
3103746395 – 3003099664 – 268 07 25
Facebook: Somos Monstruos.
www.somosmonstruos.com


Ángela María Restrepo Quijano.
Psicóloga - Neuropsicóloga Infantil

 

Carlos Mario Díaz Barrientos
Profesor de yoga para niños

 


 

Inicio > Familia > Familia > La verdadera alegría de las vacaciones

comments powered by Disqus
  • Vacaciones Seguras

     Si viajas por carretera, recuerda que es indispensable y obligatorio que los niños desde recién nacidos vayan en silla infantil.

  • Vacaciones Seguras II

     Conoce la cobertura de tu proveedor de salud y lleva las direcciones de la sede más cercana a tu sitio de descanso.

Eventos (ver todo)

Cupones (ver todo)