Inicio > Familia > Familia > Los niños quieren jugar, y tu

Tu y Tu Bebé

Los niños quieren jugar, y tu

Luz Diomedis David Urrego
Profesional – Programa Buen Comienzo
Secretaría de Educación de Medellín

 

Cada momento histórico por el que pasan las personas y por tanto las familias, trae acontecimientos y experiencias nuevas asociadas a los desarrollos tecnológicos, cambios espaciales y transformaciones culturales, entonces es muy frecuente escuchar “Era mejor el tiempo de antes” para este comentario hay múltiples opiniones, y dentro de éstas, no se escapa el tema del juego en los niños y las niñas en relación con las generaciones anteriores y las actuales; es así como surge la pregunta ¿eran mejores los juegos de antes? O ¿Son mejores los juegos de ahora? ¿Cuál será la respuesta?

Igual, todas serían diferentes de acuerdo a la experiencia, contextos, circunstancias, relaciones y formas, eso depende de cómo vive cada persona; no obstante hay que reconocer que independientemente de la época, en el juego siempre hay un otro, imaginario o físico, y es ahí donde el juego se convierte en una oportunidad para la familia acompañar la primera infancia en el desarrollo integral y la adquisición de habilidades de los niños y las niñas, que les servirán para toda la vida.
Hoy, aunque hay diferentes formas de jugar y muchos juguetes, al juego lo acompañan de manera importante los dispositivos tecnológicos y todas las dinámicas que trae un mundo globalizado y competitivo, que no esquiva a la primera infancia.

Las tecnologías de la información y la comunicación son la base sobre la cual se desarrolla la sociedad actual, se incluye dentro del proceso que acompaña el hacerse humano como lo nombra Fernando Savater “Se nace humano pero se aprende a ser humano”.

Entonces, si el juego es un medio que se puede utilizar para su desarrollo y de manera especial en su proceso de socialización, surge de nuevo otra pregunta ¿Son buenos o malos los juegos tecnológicos? ¿Eran mejores los juegos tradicionales?, suena duro y cuestionador pero la respuesta se daría desde la reflexión ¿Cómo estoy jugando con mis hijos? ¿Qué quiere que juguemos? ¿Sé qué están aprendiendo de mí a través del juego? ¿Necesitan que los acompañe en el juego? ¿Qué me está diciendo cuando jugamos? ¿Qué maneras de jugar estoy ofreciendo además de las tecnológicas? ¿Qué tiempo estoy invirtiendo para jugar con ellos?

Llegado a este punto y luego de estos cuestionamientos, independientemente de las formas de cómo jugar, lo fundamental es conocer y reconocer la importancia que tiene la familia en el acompañamiento consciente, ético y oportuno cuando juega con los niños y las niñas, por lo que es necesario que la familia les escuche para conocer sus gustos e iniciativas, los cuales se convierten en elementos potentes para recrear el momento del juego y facilitar así la atención y motivación de ambos, al disfrute de estar juntos realizando una actividad divertida, y al mismo tiempo este espacio se convierta en la oportunidad para trasmitir prácticas como el respeto, la tolerancia, la solidaridad, la empatía y el cumplimiento de la norma, entre otros; que serán requisito para la convivencia y la aceptación de sí mismo, con los otros y con su entorno.

Inicio > Familia > Familia > Los niños quieren jugar, y tu

comments powered by Disqus
  • Vacaciones Seguras

     Si viajas por carretera, recuerda que es indispensable y obligatorio que los niños desde recién nacidos vayan en silla infantil.

  • Vacaciones Seguras II

     Conoce la cobertura de tu proveedor de salud y lleva las direcciones de la sede más cercana a tu sitio de descanso.

Eventos (ver todo)

Cupones (ver todo)